MADRID OCULTO

Un acuchillador en el metro de Madrid

El 17 de Octubre de 1919 Alfonso XIII inauguró nuestro maravilloso suburbano. Se han cumplido cien años desde ese glorioso día y en Madrid Oculto lo celebramos contando una de esas historias que siempre se ha pensado que era leyenda y por desgracia fue realidad.

El metro tiene otros muchos misterios, que iremos contando en próximos post.

EL LOCO DEL BISTURÍ

            Entre los años 1958 a 1960, una extraña leyenda circuló por los andenes de la línea 1 del Metro de Madrid, entre las estaciones de Puerta del Sol, Atocha y Puente de Vallecas. Al parecer durante más de un año, hubo distintas denuncias de mujeres  que fueron apuñaladas en el metro sin que  ellas mismas se percataran de la agresión, hasta que alguien las avisaba de las manchas de sangre.

Bisturí de los años cincuenta

Las personas que cogían el suburbano por aquellas épocas, miraban a un lado y a otro sospechando de todo aquel que se acercaba demasiado. Cuando las víctimas fueron examinadas, se comprobó que las heridas habían sido causadas por un bisturí. Un corte fino y limpio, muy difícil de detectar si se hace con la destreza adecuada. La leyenda se convirtió en realidad el 6 de Abril de 1959, como informaba ABC al día siguiente, cuando la policía casi detiene en la estación de Metro de la Puerta del Sol, a un joven de entre 18 y 20 años, con americana marrón. Los testigos consiguieron retenerle durante un tiempo, pero amenazándoles con un cuchillo consiguió huir antes de que llegase la policía. La prensa de la época le llamo “el loco del bisturí”. En otra de las acciones, una joven le describió y la policía pensó, en un primer momento,  que podría tratarse de algún joven con problemas mentales. Sin embargo, la investigación cambió de rumbo cuando en la facultad de medicina, comenzaron a aparecer jóvenes estudiantes, apuñaladas. La sorpresa se la llevaron al detener a “loco del bisturí.

La policía investigó a miles de futuros médicos y finalmente, el 21 de febrero de 1960, se detuvo a uno de ellos que no tardó en declararse culpable de las agresiones. El “Jack el destripador español”, no cometió ningún asesinato, gracias a Dios,  pero sí decenas de cortes a jóvenes madrileñas.

Una historia más de mi querido Madrid Oculto, el vuestro. Podéis seguir leyendo curiosidades en la Web y visitar la Fan Page de Facebook

Por favor, dale al me gusta, si te gusta claro está.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a la barra de herramientas